En la alegre esperanza de Cristo

Cristo
En la alegre esperanza de Cristo

Dejarnos tocar por el amor de Dios, dejarnos mirar por Cristo: la esperanza nos abre un mundo, porque se basa en lo que Dios quiere hacer en nosotros.